El Capitán Karl-Thomas Neumann realiza un viaje especial con el Opel Kapitän.

03-sep-2013

Viaje Karl-Thomas Neumann con Opel

Los tres buques insignia fueron distinguidos por su lujoso equipamiento, su conducción como un sedán y el potente y majestuoso sonido de sus motores de seis y ocho cilindros. Los grandes modelos Opel todavía hoy en día destilan elegancia y dignidad.

 

Esto se convierte en algo aún más especial cuando el Presidente Consejero Delegado de Adam Opel AG, el Dr. Karl-Thomas Neumann, los saca a pasear por las pintorescas regiones de Rheingau y Taunus. Neumann, gran amante del automóvil, ya demostró su afinada conducción en el Gran Premio de Clásicos en el circuito de Nürburgring con el Rekord C “Black Widow”, un coche especial de la década de 1960. En una excursión este verano con los modelos 'KAD', Neumann dirigió la flota de Opel por pueblos con encantadoras casas de madera, por los pintorescos caminos de viñedos del valle y sobre un romántico ferry en el Rhin.

 

"Para mí siempre es muy especial e inspirador conducir los modelos de nuestra colección de clásicos Opel. Ahí es donde guardamos los tesoros de la larga historia de Opel, que nos recuerdan una y otra vez el gran patrimonio que tiene la marca y los coches tan fantásticos que ha construido Opel y que está construyendo otra vez hoy en día”, dijo entusiasmado el jefe de Opel, hablando de los impecables coches clásicos de Rüsselsheim, perfectos en su estado de conservación.

 

El recorrido con los vehículos de lujo llevó a los excursionistas de Rüsselsheim a Schloss Westerhaus, la antigua residencia de verano de la familia Opel. Allí, el Presidente Consejero Delegado Dr. Karl-Thomas Neumann fue saludado por la Condesa Ivonne von Schönburg-Glauchau, una descendiente del fundador de la compañía Adam Opel, y su marido Johannes.

 

La gira de verano continuó su aristocrático curso a lo largo de la orilla norte del Rin, con paradas en Schloss Johannesberg y Biebricher Schloss. Finalmente la flota Opel volvió a su puerto de origen y atracó en la orilla del río Main en Rüsselsheim. Allí, el capitán Neumann deslizó por última vez su mano por los largos capós del Kapitän y compañía, antes de dirigirse al restaurante Opel Villa para terminar la jornada disfrutando de las

 

Detalles de la flota “KAD” del Capitán Neumann:

 

  • Opel Kapitän, construido en 1969, seis cilindros de 2,8 litros con 132 CV y un cómodo eje trasero DeDion.

 

  • Opel Admiral A V8, construido en 1965, ocho cilindros de 4,6 litros con 190 CV y una transmisión automática de tres velocidades.

 

  • Opel Diplomat B V8 versión larga, construido en 1976, ocho cilindros de 5,4 litros con 230 CV y una velocidad máxima de 205 km/h.